23 de marzo de 2021 | Cápsulas

Cápsulas de gelatina vs. cápsulas de HPMC: ¿cuáles son las diferencias?

Cápsulas de gelatina vs. cápsulas de HPMC - diferencias

El proceso de encapsulación que se usa tanto para medicamentos como para suplementos nutricionales, es uno de los más utilizados por las empresas farmacéuticas y nutracéuticas de todo el mundo. Dos de los tipos más populares de cápsulas vacías utilizadas por ambas industrias son las de gelatina y las de HPMC (hidroxipropilmetilcelulosa), más conocidas como “cápsulas vegetarianas”.

En la actualidad, la demanda mundial de cápsulas vacías está aumentando exponencialmente. Según el informe Global Industry Perspective, Comprehensive Analysis, and Forecast, 2018-2025, se espera que el mercado mundial, que fue de aproximadamente de 1.920 millones de dólares en 2018, crezca hasta unos 3.160 millones de dólares en 2025. Esto representa una tasa de crecimiento anual de aproximadamente el 7,38%.

Pero más allá del impresionante crecimiento y del valor actual de las cápsulas vacías en la industria de la salud, también es necesario entender las características y diferencias entre las cápsulas de gelatina y las cápsulas de origen vegetal. Conozcamos más sobre estos dos tipos de cápsulas.

 

Las populares cápsulas de gelatina

Las cápsulas de gelatina están compuestas por gelatina elaborada a partir de colágeno de origen porcino o bovino. La piel de vacuno se considera la mejor opción, ya que permite que las cápsulas estén certificadas como Kosher y Halal para satisfacer las necesidades religiosas y dietéticas de una gama más amplia de consumidores.

Las cápsulas de gelatina se utilizan habitualmente en el mercado mundial. Sus características más notables son:

  • Es el tipo de cápsula más utilizado en la industria farmacéutica.
  • Es una opción flexible que sirve para una amplia gama de formulaciones y aplicaciones.
  • Con la adición de sabores personalizados, pueden enmascarar el olor y el sabor poco agradable del medicamento encapsulado.
  • Están reconocidos por la mayoría de las autoridades reguladoras del mundo como “Generalmente Reconocidos como Seguros (GRAS)” para el consumo humano.
  • No contienen OGM, son completamente naturales y están libres de alérgenos.
  • Tienen una notable rentabilidad: el costo de producción de las cápsulas de gelatina es al menos un 30% menor que el de otras alternativas.

 

Las cada vez más conocidas cápsulas de HPMC

La otra opción que examinamos hoy son las cápsulas “vegetarianas” de HPMC. Como su nombre indica, estas cápsulas se fabrican con materiales 100% vegetales, entre ellos la hidroxipropilmetilcelulosa. Las cápsulas HPMC no contienen ingredientes de origen animal y fueron desarrolladas hace unos 30 años durante la búsqueda de una alternativa igualmente eficaz a las cápsulas de gelatina dura. Desde su lanzamiento, las cápsulas de HPMC han adquirido una cuota de mercado en la industria mundial de cápsulas vacías gracias a su origen natural, al aumento de la demanda de productos vegetarianos y a la excelente estabilidad de las cápsulas con una variedad de ingredientes activos.

Sus características más notables son:

  • Sirven para proporcionar una alternativa natural y 100% vegetal a las cápsulas de origen animal.
  • Son el tipo de cápsula más utilizado en la industria de los suplementos nutricionales.
  • Son ideales para personas con restricciones alimentarias por motivos religiosos.
  • Ofrecen la capacidad de afrontar los retos actuales de las API o ingredientes activos, así como la necesidad de un rápido desarrollo del producto.
  • Pueden soportar condiciones de alta temperatura y humedad, protegiendo su contenido de todo tipo de fluctuaciones; esto las hace ideales para formulaciones higroscópicas.

Los principales mercados de consumo de HPMC están ubicados en los países desarrollados con una cuota de mercado superior al 52%, siendo Norteamérica y Europa los que tienen el mayor porcentaje del mercado.

 

¿Cuál es la mejor? Todo depende de la formulación

Pensar en el consumidor se ha convertido en un requerimiento. Por ello, muchos fabricantes de cápsulas han reforzado su catálogo de productos con ambos tipos de cápsulas. En la actualidad, la decisión de elegir una u otra depende de varios factores, como el tipo de material a encapsular, los costos, el consumidor y la estabilidad del suministro.

Lo cierto es que ambos tipos de cápsulas están disponibles en una amplia gama de tamaños, colores y diseños, y pueden adaptarse a cualquier demanda.

Tanto las cápsulas de gelatina como las de HPMC son duraderas si se cumplen ciertas condiciones. La vida útil de las cápsulas de gelatina es de cinco años si se mantienen a la temperatura de almacenamiento recomendada de 59°-77°Fahrenheit / 15°-25°Celsius, con una humedad relativa entre el 35 y el 65%. A su vez, las cápsulas de HPMC tienen una vida útil de cinco años, aunque pueden tolerar más calor y humedad. En este caso, las condiciones recomendadas son más flexibles: temperatura de almacenamiento de 59°-86°Fahrenheit / 15°-30°Celsius con una humedad relativa entre el 35 y el 70%.

A lo largo de los años, las cápsulas de gelatina han sido la opción preferida de cientos de industrias farmacéuticas y nutracéuticas y se prevé que sigan siendo relativamente populares. Sin embargo, como cada vez más consumidores exigen productos “naturales”, las cápsulas de origen vegetal han empezado a penetrar en los principales mercados de Europa Occidental, Canadá y Estados Unidos.

Además, desde el punto de vista de la oferta, la escasez de gelatina está afectando a la estabilidad del suministro. Por esta razón, los fabricantes de productos farmacéuticos modernos están empezando a incluir ambas opciones en sus portafolios. Por lo general, la industria sanitaria sabe que los países globalizados demandan el doble de medicamentos y soluciones alternativas. En consecuencia, está naciendo la demanda de una combinación de HPMC y gelatina.

Cuando se trata de una de las mejores cápsulas de gelatina disponibles, G-Caps® ofrece la ventaja adicional de ser fabricada por una empresa que posee toda su cadena de suministro. Esta excepcional integración vertical es un gran valor añadido para los fabricantes de productos farmacéuticos y nutracéuticos puesto que garantiza la calidad y la disponibilidad de la gelatina y ofrece un apoyo continuo y a largo plazo de toda la cadena de suministro, desde el abastecimiento hasta la distribución.

A la hora de elegir las cápsulas de gelatina es importante obtener gelatina de buena calidad, de fuentes certificadas y proveedores trazables, especialmente en el caso de una pandemia, desastres naturales y otros problemas que afectan al mercado global. G-Caps satisface esta necesidad.

A la hora de buscar cápsulas de HPMC, K-CAPS® presenta grandes ventajas que van más allá de su origen vegetal. Las K-CAPS no contienen conservantes, alérgenos ni almidones y cuentan con la certificación NonGMO, Kosher y Halal. Por ello, ofrecen a los consumidores una alternativa natural a las cápsulas de origen animal.

En definitiva, a la hora de elegir una u otra, la decisión final depende de las necesidades de cada empresa. Afortunadamente el mercado ha evolucionado y está preparado para satisfacer las necesidades tanto de la industria como de los consumidores, con cientos de productos avalados en todo el mundo y una oferta más sólida que nunca.

 

ico-cotizar

Cotizar